Él nos ha concedido vestir de lino fino

En la palabra que nos da el Señor el día de hoy, hablamos de un privilegio que él nos ha concedido. Un día, su esposa, es decir, tú y yo, la Iglesia, tendremos la oportunidad de vestir lino fino. Pero, ¿conocemos el significado de vestir tejidos de lino fino?

Seguramente como a mí, te sorprenderá saber que el lino es un textil sumamente costoso por su proceso de fabricación en relación a otras fibras textiles como el algodón. Es un tejido absorbente que permite que la piel transpire y su textura es fuerte y firme, no se adhiere a la piel cuando se humedece con el sudor. El lino fue por excelencia el tejido que vestían los sacerdotes del templo y al tratarse de un textil resistente también se utilizó para preservar y envolver en él objetos y los cuerpos de los difuntos. El lino simbolizaba luz, pureza y prosperidad.

Muchos personajes importantes de la Biblia, como el Rey David vistieron trajes de lino, con lo cual este tejido también representaba cierto nivel de prestigio social y categoría. No conocemos la causa por la Dios nos concederá vestir de esta manera el día que estemos con él y demos la bienvenida al Rey de Reyes, pero sabemos que es un privilegio de todos sus hijos vestir un atuendo digno para la gran cena del Señor Jesús.

En el capítulo 19 del Apocalipsis se describe las Bodas del Cordero y leemos que el traje de lino fino hace referencia a las obras justas de los santos. Con acciones de justicia, tú y yo, sus santos, seremos vestidos de impolutas y hermosas vestiduras que el Señor describe como trajes de lino fino.

Es hermoso leer la palabra de Dios y ver la delicadeza con que nos habla nuestro Padre. Él quiere que como esposa del Señor nos presentemos ese día, ataviados con lino fino porque es el traje que representa pureza, luz y sencillez. No es un traje ostentoso pero sí especial, no es un traje lujoso ni lleno de adornos pero en la simpleza de su tejido está la máxima calidad de la fibra y estaremos radiantes al llevarlo y ver a nuestro Rey.

Escribo y lo imagino. No puedo evitar alegrarme, porque será verdaderamente ¡hermoso! Todos juntos celebrando la victoria de nuestro Rey y viendo con nuestros ojos lo que realmente somos, lejos del velo de nuestra razón que por ahora nos impide ver lo que somos realmente para Dios.

Desde hoy, gocémonos no sólo por estar invitados sino ser aceptados, acogidos y tener el privilegio de vestir de lino fino para cenar con el Señor.

Esperando ese gran día!!!

Bendiciones para todo su pueblo. Un día nos conoceremos y no habrá barreras físicas para celebrar y compartir el amor de Cristo.

Trabajando y sirviendo al mejor de los jefes,

Laura Sánchez.

Anuncios

Un comentario en “Él nos ha concedido vestir de lino fino

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s